Lemar, ‘decisivo’… 583 días después

Santiago T. Peredo

583 largos días, con sus largas noches y sus largos partidos. Eso es lo que ha tardado Thomas Lemar en volver a ser ‘decisivo’ con la camiseta del Atlético de Madrid. Ante el Salzburgo, el galo, fue partícipe de la importante y sufrida victoria. Su asistencia supuso el definitivo 3-2, un triunfo vital para el devenir colchonero en Champions League.

Su visión y templanza dentro del área en el minuto 85, cuando sólo llevaba tres sobre el campo, para servir a Joao Félix en vez de disparar a portería, hicieron recordar porqué en su día se pagaron 72 millones de euros al Mónaco por el 70% de sus derechos. Porqués que el propio francés, se había encargado de ocultar durante un año, siete meses y tres días. Con esta última actuación, ya suma tres tantos y siete pases de gol en 77 encuentros, unos datos algo pobres, pero que parece querer revertir.

1.512 minutos acumulaba el 11 sin marcar o asistir. Desde el 24 de abril de 2019 ante el Valencia en el Wanda Metropolitano. Hay que remarcar, que durante la pasada campaña, la 2019-20, Thomas no ha sido clave en ninguno de los goles rojiblancos. Aquella mencionada tarde-noche, de hace casi dos años, sirvió un caramelo para que Griezmann anotara el 2-1, uno de sus centros medidos al corazón del área… pero desde entonces, la nada.

Los futbolistas míos, a muerte con ellos siempre hasta el final. Está en un momento donde está trabajando para mejorar. Confío en su calidad, en su juego y seguiré apostando por él porque es un futbolista nuestro y los míos son míos hasta el último día“, esas eran las palabras de Simeone al ser preguntado por el francés en la rueda de prensa del partido ante el Real Betis. Pese a que se ha buscado su salida durante el mercado, ahora el extremo es uno más para el Cholo.

Esta confianza, a modo de defensa ante los medios, Lemar se la ha devuelto a modo de asistencia. Una asistencia que vale algo más que una victoria. Vale un posible cambio de dinámica que ya se lleva viendo durante los últimos tres partidos. Vale la posible recuperación de un soldado con el que muchos no contaban. Pero sobre todo, vale volver a ver a Thomas siendo decisivo 49 convocatorias después, como lo fuera en aquel debut en la Supercopa de Tallin ante el Real Madrid, en el que enamoró a todo el Atlético.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s