El Atlético en tregua con el punto de penalti

El Atlético en tregua con el punto de penalti

Santiago T. Peredo

El Atlético de Madrid ha terminado LaLiga como un tiro. El conjunto de Diego Pablo Simeone, que ya prepara la UEFA Champions League, ha sido una de las sensaciones de este tramo final. Un volver a los inicios. Más goleador que nunca, comprometidos todos en tareas defensivas, rápido en las transiciones y con las bandas activas. En fin, cholismo del bueno.

Cuando un equipo está en esta sintonía todo puede pasar, todo sale bien. Hasta el VAR, que desde su implantación ha dado, a los colchoneros, más quebraderos de cabeza que beneplácitos, parece de su parte. Tras el reinicio de la competición el Atlético ha dispuesto a su favor de hasta cuatro penaltis en 11 partidos. Dos de ellos, ante Barcelona y Mallorca, fueron errados, pero la revisión dictaminó que la pena máxima habría de repetirse, con final feliz para los rojiblancos.

Esta extraña pero fortuita coincidencia ha permitido que el equipo del Cholo haya transformado las últimas cinco penas máximas de las que ha dispuesto. Una tarea arduo difícil en los últimos tiempos para el Atlético de Madrid, que parecía en una disputa constante con el punto de penalti.

Morata ante el Sevilla en la jornada 27 (2-2), Diego Costa frente el Alavés en la jornada 32 (2-1), Saúl por partida doble en el Camp Nou en la 33 (2-2) y de nuevo Morata en la 34 contra el Mallorca (3-0) han supuesto la mayor racha de los rojiblancos y de Simeone después de la cosechada en el año 2013, con nueve penas máximas marcadas consecutivas.

Una racha inolvidable

Entre las temporadas 2012-13 y 2013-14, cuando más en su auge estaba el cholismo – muy similar al actual- tuvo lugar la mayor racha de penaltis anotados desde que el argentino es entrenador del equipo colchonero. Tres hombres fueron los encargados de esta responsabilidad desde los once metros: Falcao, Diego Costa y David Villa.

Desde que Radamel anotara el primero un 13 de enero de 2013 ante el Zaragoza hasta que Diego Costa anotara el último ante el Levante un 23 de diciembre del mismo año, cinco equipos más comprobaron que enfrentarse al Atlético desde los once metros no era una tarea agradable.

Sevilla por partida doble, Espanyol, Almería, Granada también por partida doble y Valencia fueron quienes sufrieron la desdicha de medirse a los expertos delanteros de Simeone. Desde entonces el punto de penalti, para el Atlético de Madrid, se convirtió en un auténtico agujero negro que se tragaba a todo tipo de jugadores.

Gabi, Torres, Gameiro, Griezmann, Juanfran… son unos de los muchos nombres de futbolistas que han errado una pena máxima con la casaca colchonera en todo este tiempo, impidiéndole a la escuadra de El Cholo anotar más de cuatro seguidos. Por suerte, el Atlético se encuentra en estado de plenitud tras el parón y ha conseguido romper esta estadística que ya más bien parecía una maldición.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s