Atlético campeón invierno

El ‘partido a partido’, el remedio del Atlético contra la maldición de ser campeón de invierno

Santiago T. Peredo

A falta de una jornada, dos para el Atlético, para que se de por concluida la primera vuelta, los hombres de Diego Pablo Simeone son campeones de invierno. Un logro que el argentino ya había conseguido como jugador y como técnico, pero que desde el banquillo no ha logrado materializar a final de temporada. Los colchoneros son primeros con 41 puntos en 16 partidos, cuatro más que el Real Madrid, siete más que el Barcelona y nueve más que el Villarreal.

Ahí es nada, teniendo en cuenta que sus tres perseguidores inmediatos han disputado 18 duelos. Como diría El Cholo, parece que esta Liga está ‘peligrosamente preparada’ para los madrileños, pero lo cierto es que ser campeón de invierno no garantiza levantar el máximo trofeo de la regularidad nacional en junio.

Atlético de Madrid -Sevilla: Resumen, resultado y goles

A lo largo de las 89 ediciones celebradas de LaLiga, sólo 45 equipos que encabezaban la clasificación al término de la primera vuelta alzaron la copa debido a la irregularidad. Suceso que ha cambiado con la llegada del fútbol moderno, la preparación extrema de los jugadores y las evoluciones tácticas, los conjuntos se han convertido en ‘máquinas’ más fiables. De las últimas 30 ligas, 22 campeones de invierno se coronaron al final de temporada.

La maldición rojiblanca de ser campeón de invierno

El Atlético ha logrado el honorífico título invernal en otras ocho ocasiones, pero en sólo dos pudieron consumarlo. La primera fue en la temporada 1965-66, donde los colchoneros salieron victoriosos por un punto de ventaja sobre el Real Madrid.

El segundo y último precedente fue la celebre campaña del ‘Doblete’, en la que los Simeones, Kikos y Pantics alzaron el trofeo cómodamente con cinco puntos por encima del Valencia. A diferencia de lo que sucediera en las 1941-42; 1946-47, 1967-68; 1975-76; 1980-81 y la 2015-16.

El Cholo sabe lo que es ser campeón de invierno, y lo difícil que es aguantar en la cúspide otros 18 encuentros. Como jugador lo consiguió, cuando era dirigido por Antic, pero como técnico no lo sabe. La campaña que ‘su Atlético’ ganó la décima Liga (2013-14), empató con el Barcelona en el ecuador del torneo, pero no ocupaba la primera posición por diferencia de goles; mientras que dos años después consiguió serlo, pero no mantenerlo.

Ahora ha repetido la hazaña, y es consciente de que no va a ser una tarea fácil… De ahí que se reitere en su célebre y efectivo ‘partido a partido’, ya que vistos los antecedentes históricos y rojiblancos, es el único camino fiable, y Simeone lo conoce bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s