Koke no es Gabi ¿pero Saúl?

Evolucionar es algo que todo ser humano busca en la vida, mejorar su posición en el trabajo para obtener un mejor salario, formar una familia, madurar como persona, pero en el fútbol… la evolución de los jugadores no siempre es beneficiosa, ni para ellos, ni para el juego de su equipo, como le estaba sucediendo a Jorge Resurrección, Koke, en este nuevo Atlético de Madrid.

Es cierto, que hay evoluciones inevitables, como la de la pérdida de condiciones físicas que reconvierte extremos en magníficos laterales, y otras, las de algunos pocos elegidos, que transforman muy buenos futbolistas en auténticos genios del balón, pero por norma general, no suelen salir bien.

Simeone, por todos es sabido, que ama jugar con dos pivotes posicionales uno de corte más defensivo y otro más llegador, pero, sin perder ese rol de posicionamiento en la medular, algo que encontró su sumun con la dupla Tiago-Gabi, que tanto equilibrio le dio al cuadro rojiblanco, dupla por desgracia, hace años extinta. Exactamente tres son los años que lleva el Atlético zozobrando, en esa presión tras pérdida, que estos dos guerreros tan bien realizaban.

El argentino, en un intento de matar dos pájaros de un tiro, jugar bien y presionar, comenzó esta campaña alineando en ese pivote a Thomas con Koke, sin resultados, sacrificando así a uno de sus mejores hombres, postrándole a un juego cien por cien físico, en el que el vallecano, no despunta, mas bien, se ahoga y cuando el balón vuelve a sus dominios, no encuentra la lucidez a la que nos tiene acostumbrados desde la posición de falso extremo.

Nunca se ha dudado del compromiso del madrileño, pero esa falta de adaptación le llevó a recibir sus primeros pitos como capitán del club de sus amores, pero no eran para él, eran un toque de atención del Metropolitano al Cholo, que captó el mensaje a la perfección en los siguientes partidos, permutando a Saul, más acostumbrado a la medular, con el 6 rojiblanco, devolviendo a este a la banda, donde mejor despliega su fútbol y desde donde es pieza clave en la ayuda a los mediocentros, ahora si, más similares a los de antaño, un destructor y un box to box.

Así mismo, el Atlético, sigue sin encontrar la senda del triunfo, pero es una realidad que el equipo a notado cierta mejoría en el juego en los últimos partidos (AthleticAlavésSevilla, Bayer y Espanyol), con Koke en banda creando y Saul en el centro flanqueando al indiscutible Thomas.

Parece que Simeone se ha dado cuenta de que el equilibrio no pasaba por evolucionar al capitán en Gabi, sino por buscar jugadores similares a los que ya tenía y convertirlos en dignos herederos de su guardia pretoriana. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s